Gonzalo toma delantera con la antorcha triunfal

Por: Jesús -Belén- de la Cruz

Director

De acuerdo con la percepción de algunos, Gonzalo Castillo ganó todas las encuestas producto de algún impacto mediático logrado la misma noche del 2 de junio cuando la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD) convocara a los tres principales candidatos presidenciales del país, para que estos presentaran a la población sus propuestas de gobierno a partir del 16 de agosto del presente año.

Castillo, actuando como un pragmático alumno aventajado del presidente Danilo Medina, entendiendo que el país requiere de soluciones satisfactorias para salir de la actual crisis que nos afecta, enfocó su disertación en aquel escenario de la AIRD en tres pilares fundamentales, todos demandados por la nación en los actuales momentos: la recuperación económica, la salud ciudadana y la producción de empleos.  

Atendiendo al criterio de que aquello no se trataba de un desfile de moda ni de un festival de la voz, la población aceptó, de forma muy inteligente, su exposición basada en programas reales de políticas públicas y con un plan de recuperación económica que llegó a los corazones de quienes lo escucharon; es justamente la razón por la cual “el hombre humilde y de las mangas cortas” ganó todas las encuestas realizadas.

Los dominicanos vivimos un momento difícil. Atravesamos por una crisis que, para salir de estas aguas tormentosas y reencausar el país por los senderos de la prosperidad económica, se requiere para llevar a la dirección del Estado de hombres probados, con experiencias gerenciales y con una carpeta de gestión exitosa, tanto en el mundo de las empresas privadas como en la administración pública. Ahí está el detalle, es esa la razón y no otra.

Recordemos que en los Estados Unidos el desplome de la bolsa en octubre de 1929 fue seguido por un largo periodo de recesión conocido como la Gran Depresión. En aquel ciclo de “vacas flacas”, la crisis económica se extendió por toda Europa y muchos países optaron por imponer regímenes totalitarios para superar la terrible situación financiera. En cambio, los norteamericanos eligieron al presidente Franklin Delano Roosevelt (1932), quien cargaba en su carpeta un prometedor programa con amplias medidas para reactivar la economía.

En USA el nuevo gobierno se enfocó en un paquete de medidas (programa de recuperación económica) destinadas a reactivar la economía y conocido con el nombre de “Nuevo Trato”, destacado por su fuerte impacto social. Con este programa se establecieron un salario mínimo y una jornada laboral máxima, fomentando el consumo e incrementando la producción. Para ello era necesaria la intervención del Estado solidario en la economía.

Para dar continuidad a la visión del gran estadista que es su maestro Danilo Medina, y como una manera estratégica de enfrentar los difíciles momentos con los que se habría de encontrar una vez asuma la dirección del Estado, Gonzalo Castillo presentó su equipo económico 2020-2024, encabezado por Donald Guerrero y Juan Ariel Jiménez; además, Zoraima Cuello, Jaime Aristy, Tamara Vásquez, Raúl Ovalle, Richard Medina, Emilio Hungría, Evelio Paredes y Arturo Bisonó.

La reacción de la población no se hizo esperar, dando su apoyo inmediato a Gonzalo por todas las redes sociales, como una expresión de que ellos entienden quién tiene la mejor propuesta para reencausar el país por los senderos de la prosperidad económica.  Este respaldo manifestado al candidato oficial, es el resultado de las labores sociales que este viene desplegando en todo el territorio nacional a favor de la población, lo que deja claro que en este candidato la solidaridad social no es una pose de campaña, sino, una certera visión de Estado bien delineada.

Es por esto que las encuestas digitales realizadas por los medios: Listín Diario, CDN 37, TelenoticiasRD, El Nuevo Diario, entre otros, demostraron que la presentación de Gonzalo Castillo superó por mucho las expuestas por Luis Abinader candidato del PRM y Leonel Fernández de la FP.

Según revelan importantes estudios de opinión, los estrategas del PLD y su candidato presidencial, Gonzalo Castillo, no albergan dudas sobre su crecimiento sostenido de los últimos tres meses, lo que se analiza en estos momentos es si podrían salir airosos en un escenario de primera vuelta o si tendrían que someterse a un segundo balotaje electoral.

La carrera por la presidencia de la República se encuentra en su curva final, Leonel Fernández se mantiene en la tercera posición sin avance aparente. Luis Abinader, que salió del punto de partida con una velocidad turbo, ahora luce agotado y sin posibilidad de rehidratarse; mientras que Gonzalo Castillo ha demostrado ser un competidor de alta resistencia, va corriendo en primer lugar y sosteniendo en sus manos la antorcha triunfal.

Deja un comentario